Buscar
18:56h. martes, 04 de agosto de 2020

Última jornada del Europeo de Praga: Séptimo puesto para Ureña y lesión de Rodríguez

El alicantino Jorge Ureña ha cerrado este domingo la participación española en los Europeos de atletismo en pista cubierta de Praga con un séptimo puesto en el heptatlon y una suma de 5.941 puntos, a 110 de su mejor marca.

Foto: RFEA
Foto: RFEA

De no haber sido por el relativo fallo en su mejor prueba, la longitud, Ureña habría estado incluso en el podio. El atleta de Onil empezó bien el sábado: 6.96 en 60 lisos, pero pinchó a continuación en longitud. Dos semanas después de saltar 7,58 en Antequera, se quedó en 6,88. En peso lanzó 13,46 (43 centímetros menos que su marca del año) y se entonó en altura (2,04). Estaba décimo entre quince con 3.217 puntos.

Este domingo recuperó sus mejores sensaciones: ganó la segunda serie de 60 metros vallas con 7.81 y saltó 4,80 en pértiga, en ambos casos récord personal. Afrontaba en el octavo puesto la última disciplina, la carrera de 1.000 metros, en la que terminó cuarto con 2:42.61, subiendo al séptimo lugar.

El 1 de marzo pasado, en los nacionales de Antequera, Jorge Ureña se había quedado a un segundo de batir el récord de España de Antonio Peñalver (6.062), que data de hace 23 años. El alicantino hizo el sábado 6.95 en 60 lisos, 7,58 en longitud, 13,89 en peso y 1,98 en altura.

Al día siguiente prolongó su buen momento en 60 metros vallas con una marca de 7.94, récord personal como en las cuatro disciplinas anteriores. Con la pértiga igualó su récord personal (4,70), por lo que necesitaba una marca de 2:39.0 en el mil para batir por un punto el récord de Peñalver, pero se quedó en 2:40.06 y una suma total de 6.051 puntos, a once del récord.

 

Lesión del 'Pájaro'

Por su parte, el madrileño Ángel David Rodríguez, plusmarquista español de 60 metros con 6.55, volvió a quedarse, por tercera vez, a las puertas de la final de unos Europeos en pista cubierta al ser eliminado en la penúltima ronda tras lesionarse a 20 metros de la meta.

Un día después de superar la primera criba con 6.65, a una décima de su récord de España, el velocista de Móstoles salió lento por la calle tres (175 milésimas) y, cuando había progresado hasta el tercer puesto, tuvo que abortar la carrera. Entró andando, último con 6.91.

Tras la prueba, la Federación informó de que el 'Pájaro' sufrió una lesión en el aductor izquierdo. El atleta dijo después que ya tuvo esta lesión en los campeonatos de Salamanca y Sabadell.